sígueme por Correo

Lo Último

Mostrando las entradas con la etiqueta Pintar exteriores. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta Pintar exteriores. Mostrar todas las entradas

Consejos antes de Pintar tu casa para interiores y exteriores

Rodillo, pincel, lijas, enduido, trapos, tarros
de pintura y... ¡A trabajar!Si tu presupuesto personal no te permite contratar un pintor, es bueno que tengas en cuenta algunos detalles para pintar correctamente las paredes de tu casa.



"Pintar casas"1. Seleccionar el color más adecuado.

Cuando se selecciona un color, contra gustos no hay nada escrito.
Ahora bien, la paleta de colores elegida se ajusta a algunos aspectos importantes:

a. Superficie total de la pared


Una pared pequeña y corta pintada con un color intenso, se ve muy diferente en una pared enorme. Los colores fuertes en grandes superficies tienden a excitar el ojo en exceso.


Por eso, los colores más llamativos se usan como "toques o manchas", no como bases de la paleta.

b. Cantidad de luz natural y artificial en el espacio

"Pintar casas2"
Los colores son influidos notablemente por la luz.
El brillo, la intensidad, el reflejo, la textura y el tono son factores que cambian la forma de percibir un determinado color.


Por eso es fundamental observar las diferentes entradas de luz natural y artificial que tiene
cada ambiente. Si predomina la luz natural, los colores tienden a verse más frescos y opacos.


En cambio, con luz artificial blanca, se logran efectos más fríos y apagados, como en el caso
de la iluminación con tubos fluorescentes de bajo consumo.


c. El cansancio visual por un color algo aburrido u otro demasiado fuerte

Tanto por exceso como por defecto, en la elección de un color intervienen diversos factores relacionados con la personalidad, el temperamento, el estilo de vida y los gustos personales.


Por lo tanto, es recomendable elegir un color que nos agrada y estimula equilibradamente, sin desgastarnos con demasiada "energía", ni deprimirnos con tonos apagados y tristes.

Los colores muy saturados y fuertes (rojos, anaranjados, verdes, azules, violetas) suelen cansar mucho más rapidamente al ojo que los tonos pasteles, poco saturados y suaves (crema, marfil, tostados, beige, amarillos pálidos, verde agua, celeste claro o lila suave).


2. Tipos de pinturas: claves para seleccionar la correcta


Existen en el mercado una gran variedad de pinturas con diferentes beneficios y por supuesto, una escala de valores diversa.

En el caso de las paredes interiores, el latex es la pintura por excelencia. Ten presente que
una pintura de buena calidad te sará menos trabajo de aplicación y presentará una terminación mucho más prolija.

Además, existen pinturas de tipo "antimanchas" que se limpian con un trapo apenas húmedo y que garantizan muchos años de uso, especialmente si en tu casa viven niños.


----------------------------------------

La importancia de preparar la superficie antes de pintar. No es lo mismo pintar sobre una pared nueva que sobre una superficie con restos de pintura antigua ni sobre metal que sobre madera. Antes de coger la brocha, preparar el soporte.
Tenemos el día elegido para pintar, compramos el material, tapamos y protegemos toda la habitación y… ¡a pintar!. ¡¡NO!! Antes de pintar es fundamental comprobar el estado de la superficie que vamos a pintar ya que puede ser que esté deteriorada, tenga pinturas antiguas, óxidos. Por eso la preparación del soporte es clave, ahí van unos consejos:
– Si el soporte que vamos a pintar es metálico: Debe estar limpio y libre de óxido y es recomendable lijar antes de pintar. Siempre es recomendable dar una imprimación previa ya que nos permitirá que nuestro trabajo final sea más duradero.
– Si el soporte que vamos a pintar es madera: Debe estar limpia y libre de pinturas antiguas por lo que es necesario realizar un trabajo de lijado previo.
  • Si vamos a esmaltar la madera recomendamos dar previamente una selladora para madera.
  • Si vamos a barnizar la madera con un producto de poro abierto tipo lasur es recomendable, aunque no imprescindible, dar una mano de un fondo protector para madera que sea poro abierto.
– Si vamos a pintar una pared (piedra, pladur, yeso, etc…) podemos encontrarnos convarias situaciones y problemas que debemos solucionar antes de comenzar el pintado:
Ahí van unos consejos:
1.- Si hay agujeros o fisuras en la pared: Utilizar un plaste en polvo o si lo prefieres una masilla ya lista al uso. Dejar secar y lijar hasta dejar la pared homogénea.
2.- Si es una obra nueva y en soportes muy absorbentes tipo panel de carton/yeso (pladur), y si las paredes no han sido pintadas correctamente, puede que tengamos un problema de absorción, es decir la pared “chupa” mucha pintura. En estos casos, recomendamos dar previamente al pintado una capa de un sellador con el fin de dejar la pared bien sellada. Es un paso previo pero nos ahorraremos tiempo y pintura.
3.- Si las paredes son antiguas, con muchos tipos de pinturas antiguas, temples,
"Preparar pared antes de pintar"
cal, etc…, recomendamos dar una mano de sellador con el fin de dejar la pared preparada para pintar.
4.- Si aparecen manchas en la pared producidas por humedades antiguas, paredes amarillas debido a la nicotina del tabaco, manchas de aceite, comida, etc, recomendamos dar una mano de pintura antimanchas, bien en toda la pared (caso de la nicotina) o bien en las zonas donde estén las manchas. De este modo sellamos correctamente las manchas y evitamos que vuelvan a salir a la superficie.
"Preparar pared antes de pintar1"
5.- Si aparece humedad en la pared. Podemos actuar de dos modos dependiendo del origen de la humedad:
5.1. Si son humedades emergentes (del suelo) o bien de fugas (bañeras, tubos de calefacción, etc…),recomendamos la aplicación de una pintura antihumedad. Antes de aplicarla  se deben limpiar bien las manchas negras (si las hubiera) con algún producto desinfectante (lejía por ejemplo).
"Preparar pared antes de pintar2"5.2. Si son humedades en paredes frías o mal aisladas o se producen problemas de condensación (las paredes “chorrean” agua) os recomendamos la aplicación de una pintura termoaislante en una cantidad generosa con el fin de poder elevar ligeramente la temperatura de la pared y evitar condensaciones. Hay que tener en cuenta que este tipo de problemas se agravan cuando la diferencia de temperatura entre el exterior y el interior es alta, principalmente en invierno.
6.- Si la superficie presenta restos de pinturas antiguas que, bien debido a su antigüedad o bien estén muy adheridas al soporte, recomendamos el uso de un gel decapante.
Preparar el soporte antes de pintar es la mejor garantía de que el resultado será el que esperas.
Fuente: Decoideas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...